Control de diabetes e hipertensión, fundamental para prevenir daños al riñón

Colima.- En el marco del Día Mundial del Riñón, la Secretaría de Salud y Bienestar Social del Gobierno del Estado dio a conocer que para prevenir el desarrollo de patologías renales como la enfermedad renal crónica, es fundamental el control de la diabetes mellitus y la hipertensión arterial.

Se estableció que las principales causas de los daños a los riñones en personas atendidas en el Centro Estatal de Hemodiálisis son las citadas enfermedades crónicas, seguidas de los padecimientos que se caracterizan por una pérdida de las funciones de cada uno de los diminutos ovillos de capilares situados en el riñón en jóvenes.

Otros factores de riesgo en la aparición de la enfermedad renal crónica son las alteraciones vasculares, las glomerulopatías y enfermedades hereditarias que afecten al riñón como el Síndrome de Alport, así como daño renal agudo persistente y uso de medicamentos antiinflamatorios (para dolor) por periodos prolongados.

Las personas con hipertensión arterial, diabetes o cualquier enfermedad sistémica que pueda perjudicar los riñones, deben seguir controles médicos periódicos y evaluar regularmente su función renal, acudiendo a consulta médica para someterse a una revisión clínica y hacerse exámenes para la detección temprana de alguna patología.

La enfermedad renal crónica suele ser un padecimiento silencioso y desconocido por las personas, pues los síntomas se detectan cuando la enfermedad está avanzada en un 80 ó 90 por ciento, siendo la diabetes, la hipertensión arterial y la anemia, los padecimientos que pueden desarrollar la ERC.

Algunos síntomas de la ERC son: dolor de cabeza, comezón, vómitos, hinchazones en extremidades, dificultad para respirar, dolor agudo en los pies, somnolencia, confusión y, en ocasiones, convulsiones, así como coloración amarillenta de la piel, ausencia de menstruación e impotencia. BP

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here