Griselda Álvarez supo combinar la política con la familia, la amistad y la obra personal: María de los Ángeles Moreno

Durante el homenaje que la Universidad de Colima y el Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA) rindieron a Griselda Álvarez Ponce de León en el Palacio Nacional de Bellas Artes, la diputada de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF), María de los Ángeles Moreno, en entrevista, calificó a la ex gobernadora “como una mujer de alta categoría que supo combinar las diferentes actividades políticas, familiares, de amistad, públicas y privadas”.

El homenaje tuvo como elemento central el montaje “Las llamas del incendio”, dirigido por Miguel Sabido con la participación de las actrices Jacqueline Andere, Ángeles Marín, Rosenda Monteros y el actor Luis Cárdenas; además, se dieron cita amigos de las familias Álvarez Ponce de León y Delgado, gente de la política, del espectáculo y público en general.

La ex líder priísta agregó que doña Griselda fue una mujer que dejó muchas enseñanzas, no sólo para las mujeres sino también para los hombres, “pero sobre todo, es un ejemplo vivo de cómo se puede mostrar la igualdad entre hombres y mujeres y cómo se pueden desarrollar diversos cargos, como ella bien dijo, sin mancharse las manos de sangre o de dinero”.

“Fue una mujer que yo aprecié mucho; tuve varias veces el gusto de platicar a solas con ella, otra veces en un pequeño grupo donde siempre se daban anécdotas, enseñanzas, cuestiones que nos hacían reír o reflexionar”, recordó.

“Doña Griselda Álvarez es y será siempre un referente para mujeres de todas las edades y también para los hombres que pueden apreciarle su dignidad; alguien diría: ‘Si fuera un hombre, la hombría de bien’. Yo no sé cómo decirlo en femenino, pero Griselda tuvo siempre una actitud de vitalidad, recibía las cosas como eran y se alegraba con los pequeños detalles y los incidentes cotidianos”, dijo.

Finalmente, subrayó que fue una gran amiga y un ejemplo para las nuevas generaciones; “una mujer sencilla dentro de su grandeza, polifacética; se ocupó en muy diversas y complejas actividades, pero se dio tiempo para lo que consideraba vital, instructivo y útil, o aquello que le proporcionaba felicidad”. BP {jathumbnail off}

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here