TEPJF considera infundada la solicitud de invalidación de la elección presidencial

México.-  Por unanimidad los magistrados del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), aprobaron infundada la pretensión de invalidación de elección de Presidente de la República, solicitada por la coalición Movimiento Progresista.

El proyecto de resolución del “juicio madre” de la elección presidencial propuso declarar infundados todos los agravios planteados por la coalición Movimiento Progresista para solicitar la invalidez de los comicios presidenciales. Todos los magistrados aprobaron el proyecto.

«Se considera juridicamente improcedente la nulidad de la elección, de conformidad con un exhaustivo y puntual análisis realizado por la comisión calificadora; los agravios presentados por la coalición en forma alguna han sido acreditados por lo que no ha lugar la nulidad», refirió el presidente del Tribunal José Alejandro Luna Ramos.

Tras la lectura de la amplia propuesta de resolución, los magistrados que integran la Sala Superior del Tribunal fijaron su postura y, posterior a ello, votaron el proyecto.

Al inicio de la sesión del TEPJF se puntualizaron los elementos legales necesarios para invalidar una elección, particularmente de la obligación de los demandantes de precisar los elementos de modo, tiempo y lugar de los hechos denunciados. Con base en ellos, adujo la comisión calificadora, autora del proyecto, el juzgador puede tomar una decisión.

Enseguida se detallaron los principales agravios esgrimidos por la coalición de partidos de izquierda que postuló a Andrés Manuel López Obrador.

1. Adquisición encubierta (de publicidad) en radio y de televisión. La coalición argumentó que el candidato presidencial priísta, Enrique Peña Nieto, acudió a este tipo de estrategia para posicionarse desde 2005, con miras a la contienda presidencial 2011-2012.

2. Lineamientos generales aplicados a los noticieros. La actora aduce que el Instituto Federal Electoral desatendió su obligación de vigilar el contenido de los mismos.

3. Resolución de las quejas promovidas en la Unidad de Fiscalización, en materia de rebase de topes de campaña. La coalición argumenta que la Unidad no detalla los trámites seguidos por esta Unidad.

4. Mayor tiempo de la coalición Compromiso por México (PRI-PVEM) en las pautas de transmisión de mensajes en radio y televisión de promocionales de los partidos políticos. El Movimiento Progresista dice que los mensajes del priísta fueron superiores en 3 a 1 respecto de su abanderado.

5. Adquisición encubierta en radio y televisión. Aquí, la coalición menciona a diversas empresas que supuestamente vendieron espacios al PRI, para la propaganda encubierta en Televisa, Radio Fórmula, Organización Editorial Mexicana, entre otras empresas.

En cuanto a los agravios aludidos por el candidato presidencial de la coalición de López Obrador, en el proyecto se propone declarar infundados porque lo aludido ya fue motivo de resolución del IFE y, al no haber sido impugnados, constituyen actos definitivos y firmes que no pueden ser nuevamente objeto de análisis.

Por lo que hace a los agravios de los noticiarios también se propuso declarar infundados porque los magistrados consideran que la autoridad electoral, IFE, sí cumplió con su responsabilidad en este tema.

Respecto de la supuesta falta de cobertura y falta de imparcialidad de Radio Fórmula igualmente desestimaron los agravios porque, en las pruebas entregadas por la coalición, no se actualizan los hechos denunciados.

De la propaganda diversa que difundieron mensajes de Peña Nieto el Tribunal propone que son prácticas propias de la libertad de expresión y la línea editorial.

También se declaró infundado lo relativo a la propaganda de Peña Nieto desde 2005, lo mismo de lo aludido del derecho de réplica “porque la coalición actora se limita a hacer una serie de afirmaciones dogmáticas”.

Uso indebido de encuestas como propaganda electoral

La coalición Movimiento Progresista alega que diversas empresas dieron un uso político de las encuestas, lo que generó falta de transparencia de quienes contrataron y qué intereses persiguieron. Afirma que desde el inicio de la campaña, diversas encuestadoras y medios de comunicación difundieron sondeos cuyas tendencias no fueron en el margen de los resultados de los cómputos distritales.

Lo anterior, según la coalición, evidencia un favoritismo a Peña Nieto, en detrimento de López Obrador.

Adicionalmente aduce que el hecho de que los resultados de algunas encuestas fueron utilizados en medios de comunicación, redunda en intereses contratados por la coalición PRI-PVEM, para generar la percepción del electorado que resultaba prácticamente imposible una contienda cerrada; es decir, las encuestas fueron utilizadas con tinte electoral, por lo tanto fuente de financiamiento ilegal.

Al respecto, la propuesta de la comisión calificadora de la elección presidencial es declarar también infundado este aspecto.

“No deben ser equiparados como predicciones; en el proyecto se estudia el marco de las encuestas y estudios de opinión… Quien pretenda cuestionar los actos de las encuestadoras tienen la carga de probar que existe una manipulación de los mismos”, advierte.

Por lo tanto –añade– no basta con decir que las encuestas manipularon la información para aseverar que éstas son ilegales.

Manifestantes derriban vallas en exterior del TEPJF

Algunos de los manifestantes que protestan afuera del tribunal electoral desprendieron algunas de las vallas metálicas colocadas para resguardar el recinto electoral, al ser informados que cuatro de los siete magistrados votaron en contra del juicio de inconformidad que presentó la coalición Movimiento Progresista.

“Dijimos que si había imposición, habría revolución, gritaron algunos de los jóvenes quienes continúan desprendiendo vallas al tiempo que lanzan basura al patio del tribunal. En su mayoría se trata de jóvenes que manifiestan enojo y gritan que “fraude, fraude “.

Se desplegó una valla de granaderos para resguardar la entrada principal del Tribunal electoral, mientras los manifestantes les arrojan basura.

Con información de La Jornada

{jathumbnail off}

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here