Colima.- Enrique Rojas Orozco, dirigente estatal del PRI, señaló que en la jornada electiva que se llevó a cabo el pasado domingo 11 de agosto, se registró una participación de alrededor del 14 por ciento del padrón.

Reconoció a los 160 militantes que fueron funcionarios de las 80 mesas receptoras que se instalaron en el estado de Colima, destacando que la presencia de los representantes le dio certeza al proceso.

“Contentos porque el PRI se abre a la democracia, independientemente de que el agrupamiento de las secciones electorales para poner las mesas receptoras de votos, hizo complejos los traslados”.

Refirió que hubo algunos militantes que no pudieron votar, pero eso se debió a que operaron con una base que avaló el Instituto Nacional Electoral (INE) y que la ausencia de algunos nombres en ella se debe a que el partido se encontraba en una fase de renovación y afiliación de militantes que fue pausado para dar paso al proceso electivo.

Rojas Orozco mencionó que una vez que ha pasado esta jornada, se retomará la afiliación de militancia, ya que refirió que su partido sigue siendo la principal fuerza en el país, ya que son 42 millones de mexicanos gobernados por el PRI en 12 estados.

Destacó que no se tiene registro de incidencias y el proceso se llevó a caben tranquilidad.

“Se escuchó a la militancia que quería que se abriera el proceso y que nos lanza a una jornada donde hay un virtual ganador, Alejando Moreno y Carolina Viggiano, los que han obtenido de manera contundente en el país ya que según reportes en todas las entidades federativas de manera contundente el triunfo es para la misma fórmula”.

Refirió que en los resultados preliminares en Colima, de los cerca de 13 mil votantes el 94 por ciento de las preferencias fueron para Alejandro Moreno, 4 por ciento para Ivonne Ortega y el resto para Lorena Piñón.

Invitó a quienes trabajaron por una fórmula que no resulte ganadora, que le den vuelta a la página y se trabaje en un proyecto ganador rumbo al 2021.