Jalisco.- Al cumplirse un año de la desaparición de los estudiantes de cine ocurrido en el municipio de Tonalá, para la Fiscalía de Jalisco, no existen evidencias científicas que permitan presumir que las víctimas hayan sido víctimadas.

Javier Salomón Aceves, Jesús Daniel Diaz García y Marcos Francisco García Avalos, siguen siendo buscados por las autoridades al encontrarse diversas inconsistencias en las investigaciones que dieron origen a la detención de cinco sujetos, quienes se encuentran recluidos en el Penal de Puente Grande; la acusación en el ámbito estatal fue reclasificada por secuestro.

“En este caso la posibilidad de que obtengan una libertad es una de las circunstancias que siempre se pueden dar. Lo que nosotros hemos precisado es que hubo un desaseo y una falta de profesionalismo al momento de llevar a cabo algunas de las investigaciones que esperemos no trasciendan en el fondo del asunto, pero esa es una posibilidad advertimos una serie de inconsistencias, que seguramente la Fiscalía General de la República también en su momento nos lo hará saber”, así lo explicó el Fiscal de Jalisco, Gerardo Octavio Solís Gómez.

Los implicados son Miguel Ángel “N” alias “El Tum Tum”, Gerardo “N”, Omar “N” conocido como “El Rapero QBA” y Jonathan “N” quienes en su declaraciones ante el Juez, indicaron que uno de ellos disolvió los cuerpos, pero esto no se pudo comprobar pericialmente.

“Esto no es parte de este proceso, nosotros nunca hemos buscado personas muertas, buscamos personas vivas, pero no en este proceso donde se resuelve, se está juzgando por secuestro y estamos buscando la ayuda de la Fiscalía de Desaparecidas”.

Dicho caso desencadenó diversas manifestaciones de familiares de personas desaparecidas, reflejando la grave problemática que se tiene en el estado de al menos 3 mil casos.

Cabe destacar que toda la investigación puede ser turnada de un momento a otro ante un Juez Federal, al también ser llevado por la Fiscalía General de la República.

Derechos Reservados AFmedios