Nueva Zelanda le pide disculpas al fundador de Megaupload

Nueva Zelanda admitió este jueves que uno de sus servicios de inteligencia espió ilegalmente al fundador del sitio web Megaupload, Kim Dotcom, lo que podría complicar los esfuerzos de Estados Unidos por conseguir su extradición.

El primer ministro del país, John Key, pidió disculpas al empresario de 38 años y a todos los neocelandeces.

La admisión de Nueva Zelanda fue publicada en un reporte de la oficina del Inspector General de Inteligencia, que supervisa a las agencias de espionaje de ese país.

Según el organismo, la Oficina Gubernamental de Seguridad de las Comunicaciones (GCSB, por sus siglas en inglés) vigiló a Dotcom a pesar de que la legislación neocelandesa prohíbe espiar a ciudadanos y residentes de ese país. Dotcom, originario de Alemania, es residente permanente de Nueva Zelanda desde 2010.

La GCSB lo vigiló antes de que la policía llevara a cabo un operativo en la mansión que Dotcom alquilaba cerca de la ciudad Auckland, en la isla Norte del país, en enero.

Setenta agentes participaron en esa acción, en que el fundador de Megaupload fue detenido (fue liberado un mes más tarde) junto a tres de sus colaboradores y en la que se secuestraron computadoras, discos duros, obras de arte y coches.

También obligaron a cerrar el sitio web, que permitía a sus usuarios subir y compartir archivos de gran tamaño, entre ellos películas y series de televisión.

El FBI quiere procesar a Dotcom en EE.UU.; lo acusa de liderar un grupo que generó ganancias por más de US$175 millones desde 2005, copiando y distribuyendo sin autorización música, películas y otro material protegido por derechos de autor.

Pero él sostiene que su sitio era simplemente un servicio de almacenamiento en línea.

Con informción la BBC