Este martes arranca la sucesión rectoral

Foto: AFmedios / Universidad de Colima

Colima.- El Consejo Universitario será convocado este martes a sesión extraordinaria con lo que arrancará la sucesión rectoral en la Universidad de Colima. En dicha reunión se integrará la junta de auscultación y se tomará protesta a los nuevos consejeros que participarán en la renovación de la Rectoría, pues Miguel Angel Aguayo López, tiene que rendir protesta el primero de septiembre como diputado federal.

Se han mencionado a cinco aspirantes a suceder en el cargo a Aguayo López, entre ellos: Leonardo César Gutiérrez Chávez, secretario general del Sindicato Único de Trabajadores de la Universidad de Colima. Juan Carlos Yañez Velasco, secretario académico. Christian Torres Ortiz Zermeño, coordinador general de la unidad comunicación social. José Eduardo Hernández Nava, secretario de gestión.

A ellos se les suma René Rodríguez Alcaraz, actual secretario general de gobierno y quien ya fue director de la Facultad de Derecho, mismo que aceptó estar interesado en ser rector de la máxima casa de estudios.

El rector Miguel Aguayo López dio a conocer en días pasados los pasos que, conforme a los lineamientos que rigen a la Universidad de Colima, seguirá la elección de su sucesor, quien deberá tomar posesión el primero de febrero de 2013.

Primero se tendrá que integrar la junta de auscultación, misma que deberá presentar una terna al consejo universitario, de la cual surgirá el próximo rector.

La Ley Orgánica y el Reglamento Interior del Consejo Universitario, mencionan que previo a una elección ordinaria, se integrará una junta de auscultación, para lo cual se presentará una lista de diez universitarios distinguidos, al ejecutivo estatal, quien de ella seleccionará a cinco, que junto con un representante de la FEC y otro del SUTUC, siete en total, formarán la junta de auscultación.

Esa es la única participación que tiene el ejecutivo, la junta se encargará de hacer la auscultación de las personas que son viables de ser integrados en una terna, la cual se presentará a la consideración del consejo universitario.

Aguayo López asegura estar garantizado un proceso rectoral transparente, “porque el que decide es el consejo universitario, no decido yo, ni nadie externo a la universidad; la terna de la junta de auscultación se presenta al pleno del consejo universitario”.

Mencionó que la posibilidad de ser rector está abierta a todos, la junta de auscultación visitará los diferentes campus para palpar el sentir de la comunidad y elegir a los que considere deben integrar la terna.

Los requisitos para ser rector, son ser mexicano de nacimiento o como lo marca la Constitución; tener grado máximo equivalente superior al de bachiller; tener entre 35 y 65 años el día de la elección; ser una persona que se haya distinguido en su campo dentro de la universidad; haber trabajado cinco años de manera interrumpida al servicio de nuestra casa de estudios o estar trabajando cuando menos desde hace 5 años ininterrumpidos; no ser miembro prominente de ningún partido político, no tener cargo de elección popular, no ser miembro del ejército, ni de ningún culto religioso y no tener antecedentes penales. O sea, que no se ocupa tener doctorado; la ley dice grado máximo superior al de bachiller.

Aguayo López descartó que exista algún tipo de presión, “se han expresado libremente los medios de comunicación, yo los respeto, pero como se define el proceso, está enmarcado en la Ley Orgánica de la Universidad”.

“Lo he dicho varias veces, que a los de adentro nos toca ejercer la autonomía; a los de afuera, les toca respetarla”, agregó.

Ratificó que será garante de la autonomía de esta casa de estudios durante el proceso de sucesión rectoral.

“Ser el garante de la autonomía universitaria en el proceso de sucesión rectoral que se avecina. Aquí convoco a trabajadores, docentes y funcionarios a estar unidos y respetar la decisión de la mayoría, que se expresará a través de nuestro máximo órgano de gobierno, el Consejo Universitario, a quien corresponde elegir al nuevo rector”.

Se comprometió, además, a garantizar que el proceso de sucesión se dé conforme a lo establecido en la Ley Orgánica.

“Les pido a todos que estemos unidos en el objetivo de la Universidad, que es la propia Universidad y que es el que nos alienta para hacer lo que se tenga que hacer y garantizar que las condiciones del proceso se den en un clima de libertad y de respeto a la diversidad política”.

El objetivo final, añadió Aguayo López, es que la Universidad “siga formando a los miles de jóvenes colimenses y que siga transformando a cada joven en un ciudadano de bien. Éste es mi objetivo y es mi compromiso”.

FEC pide unidad

También en días pasados, en Manzanillo, el presidente de la Federación de Estudiantes Colimenses (FEC), Fernando Mancilla se sumó a la petición hecha por el rector y dijo que la organización a su cargo también es garante de la autonomía universitaria.

“(La FEC) somos el sector mayoritario, tanto en la comunidad como en el máximo órgano institucional: el Consejo Universitario, así que la definición del rumbo de la Universidad pasa obligadamente por la Federación; por eso es importante, compañeros, que mantengamos la unidad interna, porque es evidente que hay presiones de grupos externos que pretenden alterar el orden institucional de nuestra Universidad”, añadió.

Dijo que vigilarán “que nadie intente alterar este proceso o conducirlo a destinos inciertos. Tenemos la convicción de que el proceso de renovación será conducido por el rector apegado estrictamente a la Ley Orgánica y que los resultados serán benéficos para la vida institucional de la Universidad de Colima”.

Derechos reservados AFmedios